Ventajas de la sedación consciente intravenosa

17/09/2018by artedentalImplantes dentalesOdontología0

IMG_9149-1200x674.jpg

Hay mucha, mucha gente que tiene miedo al dentista pero con la sedación consciente intravenosa ya no hay razón.

¿Porqué?, porque a algunos les da miedo desde chiquitos, cuando nunca han pisado una consulta o sentido dolor. ¡ Es que me da repelús! – es una contestación habitual. Esto es como cuando vemos a nuestra madre saltar cada vez que ve a una cucaracha, a fuerza de gritos y brincos acabamos teniéndoles miedo. ¿O tal vez lo tenemos codificado en los genes tras muchas generaciones de sacamuelas sin anestesia? Lo cierto es que el miedo al dentista es muy habitual aunque hoy en día ya no se sufre dolor en las consultas.

Pero hasta para esas personas que se resisten a acudir al dentista por miedo  hay una solución. La solución se llama Sedación Consciente Intravenosa.

¿En que consiste la sedación consciente intravenosa?

La sedación conciente intravenosa es un tipo de anestesia que se administra por vena y provoca una disminución en la consciencia. El paciente no tiene  dolor y retiene la capacidad para responder a estímulos físicos y órdenes verbales. Además mientras esté bajo los efectos de la sedación respirará de forma autónoma.

Esta técnica es muy segura pero debe estar siempre administrada y vigilada por un anestesista.

sedación consciente intravenosa

 

¿Quienes pueden beneficiarse?

Los pacientes que sienten miedo o ansiedad ante los procedimientos quirúrgicos con anestesia local.También pacientes de edades muy avanzadas o niños pequeños a los que les cuesta mantener la calma durante el tratamiento dental.

Pacientes que vayan a someterse a intervenciones largas como por ejemplo de implantes que requieren estar mucho tiempo en una situación incómoda. También si el paciente va a recibir varios tratamientos un mismo día por uno o varios especialistas.

Pacientes con discapacidades psíquicas que no son capaces de relajarse para que el odontólogo pueda trabajar y a menudo ni siquiera para poder valorarlos. Por ejemplo Síndrome de Down, Parkinson, Alzahimer.

Para saber que pacientes pueden beneficiarse de la sedación consciente se emplea la clasificación ASA de la American Society of Aneshesiologist.

  • ASA I – Pacientes saludables
  • ASA II – Pacientes con una enfermedad sistémica leve y controlada. Por ejemplo hipertensión u obesidad moderadas, un diabético controlado.
  • ASA III – Pacientes con enfermedad sistémica grave con limitación funcional pero no incapacitante. Por ejemplo infarto de miocardio antiguo. Diabetes Mellitus descompensada.
  • ASA IV – Paciente con enfermedad sistémica grave que pone en riesgo su vida. Por ejemplo insuficiencias cardiacas, respiratorias y renales severas.
  • ASA V – Pacientes moribundos.

Los pacientes indicados para realizarse la sedación consciente en la clínica son los ASA I y II. En el caso de pacientes  clasificados como ASA III deben ser valorados con anterioridad por el anestesista por si la intervención deba tener lugar el un quirófano de un centro hospitalario. Los especialistas de Artedental pueden desplazarse a un centro hospitalario para realizar la intervención si las condiciones del paciente así lo requieren.

 

¿Que se siente bajo sedación consciente?

Durante la duración de la sedación el paciente permanece consciente pero en un estado profundo de relajación parecido al del sueño. El paciente respira solo y responde a las ordenes verbales colaborando con el odontólogo. Una vez reanimado suele tener una ligera amnesia de lo ocurrido por lo que el tiempo se le pasará muy rápido.La falta de dolor y de recuerdos hará que su ansiedad disminuya la próxima vez que tengan que acudir al dentista.

¿Quién puede realizar la sedación consciente intravenosa?

La sedación consciente se lleva a cabo siempre por un anestesiólogo, médico especialista en anestesia y reanimación. El anestesista monitoriza al paciente durante todo el tratamiento para que se encuentre en todo momento en condiciones óptimas de seguridad, comodidad y analgesia. Es una monitorización completa que incluye electrocardiograma, saturación, tensión arterial y también monitorización encefalográfica También puede administrárle antibióticos o antiinflamatorios al paciente por vía intravenosa en caso necesario.

Para este tipo de sedación se utilizan fármacos cuya acción es de corta duración . Una vez acabada la intervención el paciente puede ir a casa.

El paciente está monitorizado en todo momento, así se  logra saber el nivel de consciencia del paciente e individualizar las dosis de medicación a cada paciente en tiempo real .

Es el anestesista quién se ocupa además de la reanimación comprobando que el paciente está en condiciones de recibir el alta. Básicamente el paciente debe tener su tensión, función respiratoria y pulso normales y caminar por sí mismo de forma estable. Se recomienda siempre que se vaya de la clínica acompañado y que no conduzca ese día. De ser posible es mejor que descanse y que no trabaje ese día.

 

 

Ventajas para el odontólogo

Son muchas también las ventajas para el profesional que su paciente esté bajo los efectos de la sedación. La ventaja fundamental es la de tener un paciente tranquilo, pero colaborador, que se siente cómodo en todo momento. Además como el paciente se encuentra controlado por el anestesista, el odontólogo puede olvidarse de esa parte y concentrarse más en la intervención.

En nuestra Clínica Dental en el Puerto de la Cruz, Artedental, somos especialistas en implantes dentales . Tenemos mucha experiencia con la sedación consciente en odontología. En Artedental contamos siempre con un médico especialista en anestesia. Porque lo primero es la seguridad del paciente.

Pide cita en Artedental, la consulta, diagnóstico y presupuesto son gratuitos, además podemos financiar tus tratamientos sin intereses.

 

Post relacionados:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *